viernes, abril 27, 2007

Yo soy la Gaviota No Comercial

La ironía que invade mi existencia fue haber aceptado un trabajo donde tengo que contestar el teléfono, cosa que me desagrada un poquitín, pero esa es otra de las tantas lecciones que he aprendido por que siempre que te quejes de algo te pasará, así que trato de aceptarlo naturalmente, de igual manera deberías hacerlo tú, te quita un gran gran peso de encima.
También me demostraron que el amor tiene un millón de caras y que si no me pongo trucha, jamás encontraré la verdadera felicidad, tomando en cuenta tooodas las caras de la felicidad... ustedes saben pues... el ejemplo de que se te va el tren y esas jaladas. Pero igual, con un saladito se me quita jojo.


Entonces pues, aquí sigo, aquí soy, aquí me encuentro... y vaya que me encontré. Espero que algún día todo esto lo recuerde como un recuerdo del qué recordaré por el resto de mi vida y exclamar: si, yo recuerdo eso.
Y no lo negaré, estoy un poco harta de lo mismo... pero después de 20 segundos recapacitó y pienso que sin lo mismo yo no sería todo (nada es una palabra fuerte ¿no creen?).
Si te quiero.




♪ :;:Cambiar un no me creo nada por un te quiero chaval:;:♪

2 comentarios:

.:.Tapiocadas.:. dijo...

conque secretaria, no te enojes.
em tijuana hay ingenieros que los utilizan de secretarios, claro que yo no soy el caso.

aIDa dijo...

Pues yo si extrañaba leerte, aunque digas que te volteo la cara... que bueno que te hayas encontrado y esa palabra si es bastante fuerte.
Yo sabia que si me querias, ah no! no es para mi ese mensaje.

Jojojo... un besote amiwa.